¿Alguna vez te has preguntado cuál es tu propósito?

Si lo que estas haciendo con tu vida personal y profesional, ¿te acerca a lo que realmente deseas o para lo que estas designad@?

Iki significa Vida Gai significa valor. Con lo que es el motivo de la vida o el propósito de vivir. 

La mayoría de las personas vamos en piloto automático todo el día, y no nos paramos a pensar lo que realmente deseamos o necesitamos. Te has preguntado ¿qué me haría feliz en este momento? ¿qué habilidades tengo que destaquen y que, además me hagan feliz?

Cuando creas un circulo donde confluyen estos conceptos (pasión, habilidades, que necesita el mundo y aquello por lo que te pueden pagar) estas descubriendo tu IKIGAI. 

Algunas personas lo ven fácilmente, sin embargo, a otras les cuesta mas descubrirlo. 

No hay nada como parar a pensar en todo lo que has hecho en tu vida, en que tareas destacas, en qué áreas eres reconocido@ que dicen las personas de ti y de tu trabajo, y que además te pagan por ello. 

pastedGraphic.png

Vamos a verlo un poco más detenidamente:

Pasión: aquello que se te da bien y además te gusta hacerlo. 

Misión: Aquello que te gusta y que el mundo necesita. 

Profesión: Aquello que se te da bien y que te pagan por ello. 

Vocación: aquello que el mundo necesita y que puedes cobrar por ello. 

Trabajar en tu desarrollo personal te va a llevar a momentos de felicidad. Cuando emprendemos tenemos que saber nuestras fortalezas y debilidades. Solo de esta forma podemos crear una empresa con futuro. 

En mentorías no solo trabajamos conceptos de empresa, sino que también doy mucha importancia a la parte mental y de autoconocimiento. Estoy segura que cualquier proyecto que desees empezar tiene que hacerte brillar.